Plan Pastoral Diocesano
Plan Pastoral Diocesano

Noticias


Don Braulio: “Pongamos el Nuevo Año en manos de Dios”

El primer escrito dominical del arzobispo de Toledo, Mons. Braulio Rodríguez Plaza, durante 2018 lleva por título “Al Inicio de un Año”. En esta carta semanal, el Primado invita a reflexionar en lo que nos disponemos a vivir poniendo especial énfasis en las celebraciones cristianas: “Como cristianos nos interesa el año civil en el trascurso nuestra vida en la sociedad en que estamos; pero nos interesa incluso más el Año litúrgico, que nos permite medir la historia entera de la salvación con el ritmo de la creación. De este modo, se puede ordenar y limpiar todo lo que de caótico pueda tener nuestro ser. El Año litúrgico nos permite, en efecto, conmemorar en la celebración de nuevo la gran historia de la salvación.”

 

Ponemos nuestras vidas “en manos” de Dios

De igual manera, Mons. Rodríguez Plaza, subraya la necesidad de confiarnos en la Providencia: “Podríamos aceptar que existe la rueda de la fortuna, en la que se pueden hallar los destinos agraciados y los fracasos. Ahora bien, esta rueda de la fortuna se halla “en tu mano” <la de Dios>, en las manos de la razón y del amor eternos. Éste es el indispensable supuesto, el único que permite al ser humano tener esperanza. Y el único destino desgraciado para él consiste en querer vivir fuera de “esa mano” de Dios. Podemos decirle al Señor: “En tus manos descansa mi tiempo”. Lo más interesante es que, de este modo, se pone de manifiesto que el tiempo del hombre no es simplemente el de las rotaciones del sol, la tierra o la luna.

 

Comenzar el nuevo año con la mirada en Cristo y María

Don Braulio concluye su escrito dominical insistiendo que “nuestro corazón descubre su verdadero compás cuando se pone en las manos de Aquel que tiene nuestro tiempo: en las manos de la razón eterna, que es amor eterno y, por ello, nuestra verdadera esperanza. Pongamos, pues, el nuevo año, el nuevo tiempo, nuestro futuro, en manos de Dios. Sí, el Dios eterno entró y permanece en el tiempo del hombre. Entró en él y permanece con él con la persona de Jesús, el Hijo de Dios hecho hombre. Pero quien nos entrega a Cristo, nuestra esperanza, es siempre Ella, la Madre de Dios: María santísima.”

 

Pin It
Cáritas Toledo
Delegación de Familia y Vida

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies